miércoles, 18 de septiembre de 2013

¿Tú qué dirías? La realidad social de Albacete

Os pedimos vuestra ayuda para elaborar un informe sobre la realidad social de la diócesis (provincia) de Albacete. ¿Cómo responderíais a este guión?

  • Problemas concretos de justicia social y defensa de la persona: la administración de la justicia y los fenómenos de violación de los derechos humanos, de violencia con relación a las minorías étnicas y de otros grupos humanos. 
  • Problemas ligados a la situación socio-política. 
  • El mundo del trabajo y del desempleo, los sindicatos y otras organizaciones de los trabajadores. 
  • La salvaguardia del ambiente natural. 
  • Orden público y conflictos ideológicos en el ámbito de la diócesis. 
  • Comportamiento de los católicos en este campo.

2 comentarios:

  1. JUSTICIA SOCIAL Y DD.HH. Aunque el Estado de derecho ampara la igualdad de todos ante la ley es una realidad la inferioridad de condiciones y el trato desigual para colectivos marginados. Especialmente son dos los grupos que por falta de recursos económicos (que en ocasiones les libraría de entrar en prisión) y difícil acceso a una defensa apropiada sufren situaciones de desamparo: la población con adicciones y situación de exclusión; y los inmigrantes sin permiso de residencia. En el caso de estos últimos, de vez en cuando sufren hostigamiento por parte de las fuerzas de seguridad cuando, en realidad, no se puede proceder por la Administración a una respuesta clara y estable, como sería, en el peor de los casos la expulsión del país, o una deseable y progresiva regulación de su estancia.

    ResponderEliminar
  2. SITUACIÓN SOCIO-POLÍTICA.
    La presente "gran recesión" está dejando a los pies de los caballos a la clase política; privilegiada, insensible, mediocre y partitocrática. (No todos, pero sí muchos). La ciudadanía, pagana de una crisis que no ha generado, no ve en los políticos una solución sino un agravante del problema, que siguen a sus cosas más que en la "cosa" pública (sobre todo, a nivel nacional).
    Por otra parte la tesis de que "no hay alternativa al capitalismo" y la dureza de la crisis nos ha introducido el miedo en el cuerpo y la capacidad de respuesta/protesta ciudadana se va diluyendo con el paso del tiempo y el empobrecimiento de las condiciones de vida.
    Veo, en definitiva, como el avance hacia una mayor "gobernanza" ciudadana, de la que Albacete fue una ciudad pionera, se ha realentizado. Parece que, el individualismo se convierte en la única alternativa racional para capear el temporal; o, al menos, de eso nos quieren convencer. Frente a ello, sólo podemos responder con una visión más comunitaria (que no comunal) de nuestra ciudad.

    ResponderEliminar